miércoles, 5 de octubre de 2011

Para disfrutar...

Sarmiento es un ser que despierta sentimientos encontrados.
Más allá de su ideología y de su manera particular de construirse política y culturalmente, nos interesa hoy valorar su destreza para apropiarse de géneros como la crónica de viajes, memorias, etc. y transgredirlos, de tal manera, que existen pasajes de su obra de una hermosura literaria que vale la pena traer a nuestra memoria y volver a leer. Como este fragmento de Recuerdos de Provincia (1850):

"Es mi vida entera un largo combate, que ha destruido mi físico sin debilitar mi alma, acerando y fortaleciendo mi carácter. Lo que me sucede en Santiago, me ha sucedido en mi tierra natal; siempre se me han presentado obstáculos para embarazarme el paso; nunca me ha faltado un oficioso que, no alcanzándome a los hombros, se me ha prendido en la cintura para que no me levante; y la corta carrera que he podido andar, me la he abierto a fuerza de constancia, de valor, de estudios y sufrimientos. ¡Ah! La mitad del tiempo lo he perdido en estos trabajos, tan improductivos como inevitables.

¡Cuando he logrado surgir para mi patria, ella se hunde bajo mis pies, se me evapora, se me convierte en un espectro horrible! Cuando he querido adoptar otra y he llamado
a sus puertas, sale a recibirme un perro rabioso que me desconoce, me salta a la cara, me muerde y me desfigura a punto de quedar un objeto de asco o de compasión. ¡Oh, no! Déjenme que hable al público como a una numerosa concurrencia, que explique una corta vida que se arrima, como una planta de débil tallo, a otras más fuertes, y que ha sido trasplantada en diversos terrenos."


foto extraída de http://www.google.com.ar/search?q=im%C3%A1genes+sobre+sarmiento&hl=es&biw=1280&bih=574&prmd=imvns&tbm=isch&tbo=u&source=univ&sa=X&ei=IoCMTsHBO6re0QGu0-3bBA&ved=0CDYQsAQ

2 comentarios:

Felis Nasal dijo...

No me simpatiza mucho Sarmiento, ideológicamente hablando. Escribía bien, pero... Te invito a leer un poco mi pensamiento: http://palabrasdefelisnasal.blogspot.com/2011/09/civilizacion-y-barbarie.html

Muy lindo tu blog. Lo seguiré
Un abrazo

Analía Hernández dijo...

Sí, me pasa igual. Pero ese pasaje me gustó. Cuesta, a veces, disociar lo ideológico de la impresión estética, no?
Saludos.
Te sigo en el blog.